Se presentó el grupo Guaja! Podcast de culturas La Rioja

En el marco del programa “Letras en Conexión”, previo a la 18° Feria del Libro La Rioja, el miércoles 28 de octubre se presentó el grupo Guaja!, que prepone una serie de podcasts sobre la cultura de La Rioja. La actividad contó con la participación del Licenciado Emmanuel Cabeza como entrevistador.

Este grupo está conformado por seis personas, miembros de las cátedras de Literatura Argentina de la Universidad Nacional de La Rioja e investigadores del Grupo de Estudios Literarios del Ceniit, ellos son: Tomás Vera Barros, Doctor en Letras y director del grupo; Victoria Rodríguez Rea, ayudante de la cátedra Métodos de Investigación Literaria; Juan Pablo Mercado, reseñador de Poesía Sub 25 y escritor; María José Saavedra, correctora de textos en Medios El Independiente; Gonzalo Argañaraz, estudiante de la Licenciatura en Psicología, todos tesistas de la Licenciatura en Letras de la UNLaR, y Mariana Papadópolos, estudiante avanzada de la misma carrera.

Guaja! Se trata de podcasts, es decir, audios, que abordan la cultura través de lecturas, entrevistas, relatos, conferencias, charlas y canciones. La primera temporada está compuesta por 10 podcast y se pueden encontrar en Spotify y en la plataforma gratuita Spreaker como “Guaja! La Rioja Cultura.”

Durante la presentación del grupo, el Licenciado en Artes Escénicas Emmanuel Cabeza abordó a los integrantes del equipo sobre la concepción del proyecto. Tomás, comenzó explicando que sintieron la necesidad de poner en juego algunos textos y algunas voces fundamentales para entender las culturas que circulan y habitan en La Rioja, “acercarnos a sus creadores, acercarnos a los que piensan la cultura y también tratar de romper un poco las distancias que suele haber entre la tradición y la experimentación”.

Estos podcasts surgen durante la pandemia, en un momento de incertidumbre, este grupo consideraba necesario seguir trabajando, produciendo y repensando la cultura desde un lugar distinto, integrando lenguajes, géneros, artes y forma de compartir y vivir la cultura, afirmando todos que los podcast eran una forma de lograrlo, “llegar a otra gente, salir del aula, de las publicaciones, de lo científico duro y aterrizar en otros lugares”, comentó Vera Barros.

En cuanto al público destinatario de este proyecto, Victoria tomó la palabra para contar cómo se habían planteado este tema, “siempre tuvimos presente unir los puntos entre lo folklórico, lo contemporáneo, la experimentación y la tradición, siempre hemos apuntado a rescatar y capturar un público de diversas edades”, indicó, planeando esto en la selección del contenido, como por ejemplo entrevistas a Pancho Cabral, compositor, escritor e intérprete riojano, o el audio de un rap. “Pensando en el todo, o al menos un poco de todo, de lo que está pasando en La Rioja” continuó.

El nombre del grupo hace honor a “El Grito de Guaja” proclamado por Ángel Vicente Peñaloza cuando le declara la guerra a Bartolomé Mitre. En cuanto a este tema, Mariana explicó que tuvieron varias ideas acerca del nombre, se decidieron al pensar en el Chacho Peñaloza como una figura representativa de nuestra provincia y relacionar la historia con el ahora, “a partir de una palabra tan fuerte, como la proclama del Chacho, tener ahí el interés asegurado”.

Esta temporada cuenta con 10 capítulos, Gonzalo comentó que tienen una declaración de principios, donde les parecía interesante dimensionar y poner en juego qué es lo regional y qué es lo central. La idea en el armado de los contenidos “era nuclear un poco, poner en juego un poco de cada una de las expresiones, tratar de borrar las fronteras” dijo.

En cuanto a esta idea que surge de los miembros de la Carrera de Letras de la UNLaR, María José Saavedra explicó que a lo largo de sus estudios fueron recogiendo varios autores, “este podcast es el resultado más visible y comunitario de toda una investigación que venimos haciendo (…) es como un regalo a la comunidad riojana que es importante entregar, una forma de agradecimiento al conocimiento que nos da la Universidad Pública”, afirmó.

Victoria, por su parte, agregó que si bien es una idea que comenzó en el aula, luego empezó a mutar, siendo importantes estos podcast como registro que va a quedar para un futuro, como consulta, y “de repente unir a un rapero con Pancho Cabral y descentralizar el concepto de que son cosas opuestas y contrarias, y ver los puntos en común es un poco el objetivo que tiene el equipo”, explicó.

Emmanuel indagó al grupo en cuanto a si consideran que con este producto están llenando un vació en nuestra provincia, Mariana sostuvo que poder mostrar y revalorizar la cultura riojana es uno de los objetivos principales de este proyecto, “mostrar que nuestra cultura está presente”.

“La cultura no se puede entender de formas puras, ni elitistas (…)  es algo de todos, que lo hacemos todos y que los vivimos todos” expuso Tomás, ampliando que esta idea fue “poner en acción algo que se viene estudiando y trabajando hace más de 10 años, tal vez, y que llegó a su momento gracias a la pandemia y aislamiento”.

Guaja es un grito de guerra, pero ¿a qué le declara la guerra este proyecto?, consultó el entrevistador, a lo que Gonzalo respondió: “si le declara la guerra a algo, probablemente sea a todo (…) Que la intención sea salir de los ejes centrales, lo hegemónico y que se ponga en foco un rato, y desde otros lugares, las producciones regionales o la manera en la que se concibe eso (…) El grito va en contra de las categorías”.

A futuro, los miembros tienen una larga lista de creadores y creadoras de La Rioja con los cuales quieren conversar, “desde el desierto digital, desde el desamparo, desde ese grito de guerra en un momento donde la cultura ha perdido la guerra, pero no queda otra alternativa que seguir peleándola” indicó Tomás, enumerando algunos futuros entrevistados como escritores, músicos, personas que se dedican al freestyle y hablar más con las personas abocadas a lo visual.

“La única expectativa que pongo sobre esto es que nos permita seguir pensando, porque Guaja más allá de ser la declaración de interés, el ranchito del Chacho, ahora un podcast, creo que es un lugar simbólico para pensar y empezar generar algunas cuestiones”, finalizó Victoria.

Dejar un comentario

uno × cinco =